Todo lo que debes saber acerca de la alimentación saludable

La persona que cuente con una alimentación saludable obtiene más beneficios a lo largo de su vida. Con beneficios nos referimos a que cuenta –en la mayoría de los casos- con una mejor calidad de vida en cuanto salud corporal se refiere. Una persona con una sana alimentación tiene menos riesgo de padecer cualquier enfermedad cuando llegue a la adultez o tercera edad.

Además de evitar enfermedades, también se reduce en gran cantidad los problemas de sobrepeso, ya que cuando se consumen alimentos saludables estos son asimilados por el organismo y, a comparación de otras comidas, son nutritivos para el cuerpo.

Beneficios de una dieta saludable

Entre los beneficios más importantes está el buen  desarrollo del cuerpo y el organismo, ya que con la cantidad necesaria y exacta de nutrientes y proteínas se puede optar por tener un cuerpo saludable y libre de males. También ayuda a tener un sistema inmunológico fuerte, que no se debilite en cualquier enfermedad y, de ser así, recuperarse de ella será mucho más rápido de lo habitual. Obesidad, diabetes, osteoporosis, anemia… son solo algunos de los padecimientos que se pueden evitar al ingerir alimentos saludable en vez de aquellos que tengan una carga calórica gigantesca.

Sobre los nutrientes…

Son aquellos contenidos por los alimentos y que aportan a nuestro sistema las propiedades específicas para el buen funcionamiento de este.

  • Proteínas: son aquellas que le brindan al cuerpo la capacidad de producir nuevas células, son las que mantienen fuerte nuestro sistema inmunológico y nos evitan enfermedades.
  • Carbohidratos: Nos proporcionan energía, al ingerirlos nuestro cuerpo obtiene fuerza para poder realizar las actividades y los ejercicios diarios.
  • Grasas: van de la mano con los carbohidratos, pero estas deben ser consumidas mayormente por los niños ya que les aportan la carga enérgica necesaria para su desarrollo.
  • Las vitaminas y minerales también tiene propiedades que ayudan a fortalecer el sistema y evitar enfermedades que nos dañen.

Agua

El agua es una parte fundamental de una alimentación saludable ya que nos ayuda a hidratar y recuperar fuerzas que hemos perdido durante el día. El agua ayuda a limpiar el organismo y a expulsar las toxinas que hacen daño en nuestro cuerpo; además, regula la temperatura y ayuda a trasladar los nutrientes por todo el cuerpo. Las toxinas son expulsadas mediante la orina. Siempre se recomienda beber alrededor de seis o siete vasos al día para así mantenernos hidratados.

¿Qué falta por saber?

Si quieres tener una alimentación saludable es recomendable reducir el consumo de azúcar en cualquiera de sus presentaciones (alcohol, miel, etc) ya que esta se convierte en glucosa y, en grandes cantidades, puede ser nocivo para algunos órganos (como el hígado), ya que estos no están hechos para asimilar grandes cantidades de azúcar. Además del azúcar, la sal también es un alimento que debe ser consumido en pocas cantidades ya que esta puede causar problemas de tensión.

Llevar una vida saludable no es difícil, solo hay que proponerse y consumir alimentos en cantidades moderadas. Los beneficios son muchos. Entonces, ¿qué esperas? Sé saludable YA.

Agregar Comentario